Valeria

Agradezco infinitamente las enseñanzas de UCDM y el llamado a practicarlas juntos en Perfecto Amor. Se siente una profunda apertura de corazón desde la Paz y el Amor, poniéndola al servicio de su expansión. Estamos juntos recordando el camino de vuelta a casa. Gracias Padre.